Nueva tormenta política por espionaje se desata en España

Este lunes la política española amaneció con el ambiente crispado por supuestos espionajes, con foco en el presidente del Gobierno de España y su ministra de Defensa, víctimas de estas prácticas.

Durante una inesperada rueda de prensa de los ministros Isabel Rodríguez, portavoz, y Félix Bolaños, de Presidencia, se conoció la noticia que detalló las “escuchas ilícitas y externas” por el programa “Pegasus” de los teléfonos móviles del jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y la titular de Defensa, Margarita Robles.

En este sentido, se informó que de los celulares de Sánchez y Robles, se extrajo un determinado volumen de datos cuyo contenido exacto aún se desconoce, refiere hoy Prensa Latina en su página web.

Dicha noticia se basa en dos informes técnicos del Centro Criptológico Nacional (dependiente del Centro Nacional de Inteligencia).

Por su parte, el ministro Bolaños, indicó que hubo dos intrusiones en el teléfono móvil de Sánchez en mayo de 2021 y una en el de Robles en junio de ese mismo año, sin que haya pruebas de alguna posterior. «Son hechos contrastados y de enorme gravedad que confirman que ha habido intrusiones en ámbitos ajenos a las instituciones estatales y fuera de la ley», puntualizó Bolaños.

No obstante, aseguró que los teléfonos móviles de Sánchez y Robles no fueron espiados después de los meses citados de 2021, a la vez que adelantó que serán revisados todos los dispositivos de este tipo al conjunto de los integrantes del Gobierno.

“Estamos ante intervenciones ilícitas y externas», y aclaró que en España estas acciones se realizan con autorización judicial y por los organismos oficiales. Sin descartar por completo que pudiera ser una acción desde el extranjero, Bolaño remarcó que el sentido de estas palabras, “se refiere a que es ajena a los organismos estatales y, por tanto, no cuenta con la autorización de la Justicia”.

VTV/LL