Superliga dio salto entre dos

Se terminó la espera y este viernes, a las 7:00 pm, finalmente se dio el salto entre dos de la primera temporada de la Superliga Profesional de Baloncesto (SPB), que tendrá como choque para subir el telón el clásico entre Cocodrilos de Caracas y Marinos de Anzoátegui en el Parque Naciones Unidas de El Paraíso.

El calendario tendrá en acción a 19 equipos que disputarán la ronda regular hasta el 11 de septiembre para que tres días después arranquen la postemporada, en este caso los cuartos de final, cuyas series serán al mejor de siete compromisos, este formato tiene previsto mantenerse en las confrontaciones de semifinales y final.

Este torneo tiene la particularidad de integrar a jóvenes organizaciones con las tradicionales que hicieron vida por muchos años en la Liga Profesional de Baloncesto (LPB), en un nuevo proyecto enmarcado en la evolución de este deporte, tal como lo sostiene la junta directiva del naciente circuito que encabeza José Enrique Guerrero.

Las experiencias recientes desde 2019, cuando surgió la Superliga, sedujo al resto de las divisas que no se habían sumado para así darle forma a un torneo con mayor nivel, que en principio fue llevado a cabo con puros jugadores criollos, pero que ahora incorpora a importados, tal como ocurría en la LPB, pensando desde luego en el espectáculo para el público.

Ciertamente, los clubes podrán reforzarse con hasta cuatro foráneos, pero estos quedan condicionados a la regla del jugador élite que involucra además a las figuras de nuestra selección nacional con bastante presencia en esta campaña donde la batalla será más fuerte por obtener el campeonato.

En efecto, aquellos quintetos que tengan más de cuatro miembros del combinado nacional solo podrán contar con un importado en su plantel.

Sin embargo, son pocos los clubes que gozan de tener abundantes piezas de la escuadra tricolor, por lo que ya han sido contratados, desde hace días, algunos extranjeros.

La intervención de jugadores importados será también visible el 13 de agosto cuando se realice el Juego de Estrellas, evento que retorna a nuestros tabloncillos, ya que durante la antigua Superliga el calendario era muy reducido.

Amplia participación

Los equipos en competencia estarán distribuidos de la siguiente manera:
Conferencia Oriental:
Llave A:
Cocodrilos de Caracas
Spartans Distrito Capital
Supersónicos de Miranda
Taurinos de Aragua
Llave B:
Cangrejeros de Monagas
Gigantes de Guayana
Gladiadores de Anzoátegui
Guaiqueríes de Margarita
Marinos de Anzoátegui
Conferencia Occidental
Llave A:
Broncos de Caracas
Piratas de La Guaira
Llaneros de Guárico
Toros de Aragua
Trotamundos de Carabobo
Llave B:
Brillantes del Zulia
Centauros de Portuguesa
Gaiteros del Zulia
Guaros de Lara
Héroes de Falcón

La Superliga estableció que cada equipo desarrolle en la fase eliminatoria 13 cotejos de local y 13 como visitante, solo contra equipos de su misma conferencia.

Será en los playoffs cuando puedan cruzarse ambas conferencias.

A la caza del campeón

Guaiqueríes es el último campeón de nuestro baloncesto y este año mantiene su favoritismo al asegurar la misma base criolla y además han sumado importados de cartel. Trotamundos, actual subcampeón, será su gran oponente.

Jugadores élite
Este torneo tiene previsto reunir a jugadores de trayectoria internacional con nuestro país que son considerados jugadores élite, tal es el caso de:
Miguel Ruíz
Pedro Chourio
Néstor Colmenares
David Cubillán
Heissler Guillent
Windi Graterol
Garly Sojo
Michael Carrera
Luis Almanza
Gregory Vargas
Jhornan Zamora
José Materán
Yohanner Sifontes
José Ascanio

Hay que hacer una mención especial a otro jugador estelar que no está dentro de la lista, pero sí posee las credenciales, como lo es Óscar Torres, nuestro segundo NBA quien vuelve del retiro tras cinco años fuera de las canchas.

VTV/CC/JMP

Fuente: Líder