¿Realmente funciona la miel para aliviar la tos?

Cuando se trata de las enfermedades respiratorias y sobre todo en invierno, uno de los remedios más usados son las infusiones endulzadas con miel y acompañadas de limón, incluso se suele preparar una mezcla de miel y limón para tratar síntomas como el dolor de garganta, la irritación y otras afecciones relacionadas a los problemas respiratorios.

La miel es un alimento que a menudo se utiliza como remedio casero ya que es de fácil acceso y además representa una opción natural para combatir ciertas afecciones sin el uso de medicinas convencionales, no obstante, también es considerado un alimento con el que se debe tener cuidado ya que el consumo de azúcar en exceso puede traer problemas para la salud, por lo que muchas veces debe de usar con cuidado cuando se trata de contrarrestar las enfermedades respiratorias. 

Diversos estudios han demostrado cómo los remedios con miel puede ser una excelente opción para aliviar la tos y la irritación en la garganta cuando se trata de las enfermedades respiratorias comunes, incluso se han llevado a cabo pruebas donde la miel por sí sola logró efectos sobre la mucosa de las vías respiratorias, ayudando a reducir la tos nocturna en niños, por lo que este ingrediente puede ser una excelente manera de ayudar a nuestro cuerpo.

Sin embargo, los expertos aseguran que no hay que dejar de lado su efecto sobre la salud si se consume la miel en exceso, como recomendación general lo mejor es utilizarla como remedio para enfermedades respiratorias solo cuando sea necesario y no a modo preventivo.

Fuente: Medios internacionales

VTV/YD/CP