Población penal incendia cárcel en protesta por abandono de autoridades ante Covid-19 en Colombia

Los reclusos de una cárcel al sur de Colombia se amotinaron y provocaron incendios  en demanda de medidas para contener el contagio de Covid-19, tras conocer la muerte de dos presos por este virus en otro reclusorio de la nación neogranadina.

De acuerdo con la emisora local Blu radio, los presos de la cárcel judicial de Neiva, en el departamento de Huila (sur), incendiaron el lunes 13 de abril, colchonetas, muebles y otros enseres en varias dependencias del centro penitenciario, en protesta por la falta de elementos sanitarios necesarios para protegerse, reseñó HispanTV.

Los detenidos exigieron la aceleración del decreto sobre excarcelaciones, anunciado por el Gobierno del presidente Iván Duque, que dejaría en libertad o enviará a cárcel domiciliaria a muchos prisioneros.

En esta misma línea, familias de los presos realizaron en la misma jornada una manifestación para exigir  atención médica y condiciones sanitarias al interior de la cárcel de Neiva.

A las demandas de los detenidos, se suma como agravante el hacinamiento en esta y otras cárceles del país. Actualmente, 2.050 reclusos están internados en la prisión de Neiva que tiene capacidad solo para 895 reos.

Los internos iniciaron las demandas desde varios días antes, para que se les brindaran las garantías que eviten la llegada del virus al reclusorio. Tras conocer que dos presos de la cárcel de Villavicencio, en Meta (centro) murieron por esta enfermedad mortal, se rebelaron.

A finales de marzo se registró un motín en la cárcel Modelo de Bogotá, capital colombiana, en protesta por el hacinamiento y la falta de elementos necesarios para hacer frente a esta pandemia. La revuelta dejó un saldo de 23 presos muertos y otros 83 heridos.

El nuevo coronavirus llegó el 26 de febrero a distintos países de América Latina. Según las últimas cifras obtenidas por el portal Worldmeters, hasta la fecha 2.852 personas han dado positivo a Covid-19 en Colombia, de las que 112 han fallecido.