La piel avisa sobre los problemas de salud

La piel puede ayudar a explicar los estados de salud de una persona, aunque la mayoría invierte tiempo en el rostro, la piel trasciende de ello y las señales no pueden pasar desapercibidas.

Así lo indican estudios médicos, si la piel se torna amarilla, significa que los niveles de enzimas hepáticas o bilirrubina están elevados, lo que se conoce como ictericia. La piel se torna de este color, porque hay un problema en el hígado, la vesícula y los conductos biliares.

En caso de producirse picazón, significa que la persona presenta algo que se conoce como dermatitis atópica, esta es una inflación de la piel que produce comezón, irritación, dolor y enrojecimiento. Es probable su exposición a cambios ambientales, pero, también puede presentarse por alteraciones inmunológicas o problemas en la función de barrera de la piel.

Si se observan erupciones, son producto del calor, alguna reacción alérgica a algún medicamento o alimento que se está consumiendo.

Recomendaciones

Es por ello que ante la ocurrencia de estas alteraciones, lo recomendable es consultar con un profesional de salud, como un dermatólogo.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda consumir frutos y vegetales durante el día; es decir, que se puede consumir fruta en el desayuno y en la merienda de la mañana y la tarde. Las verduras deben estar presentes en el almuerzo y la cena.

Los expertos sugieren hacer uso de maquillaje y productos de cosméticos de la calidad.

También, sugieren ingerir de seis a ocho vasos de agua al día, para mantener con hidratación el cuerpo.

La piel envía señales de la salud de una persona, la atención oportuna y con recomendación médica contribuye a prevenir enfermedades y llevar una calidad de vida.

Fuentes: Medios internacionales

VTV/JR/EMPG