La naturaleza se revela: ¿Por qué cada vez hay más elefantes que nacen sin colmillos?

Desde hace varios años, los científicos han notado que cada vez nacen más elefantes sin colmillos en Mozambique. Recientemente, un estudio descubrió que esta tendencia se debe a una condición genética relacionada con la caza furtiva de marfil que empeoró durante la guerra civil en ese país.

De acuerdo con los datos científicos, antes de la guerra civil, un 18,5% de las hembras elefantes, no tenían colmillos por naturaleza, pero esta cifra aumentó a principios de 1990, alcanzando al 33% de elefantes que nacían sin colmillos.

El estudio científico publicado en Science, vincula este fenómeno a la guerra civil y la caza furtiva de marfil.

Desde hace cientos de años, se conocía la caza furtiva de elefantes para obtener marfil, pero con la guerra civil de Mozambique que duró de 1977 a 1992 este problema empeoró, ya que los protagonistas financiaban el conflicto con el tráfico de marfil.

Lo que nadie sabía era que con el tiempo, el hecho de dejar a los elefantes sin colmillos, afectaría a sus genes, aumentando la probabilidad de que sus crías nacieran sin colmillos. Los científicos estudiaron los genomas de los elefantes sin colmillos y evidenciaron que esta tendencia estaba vinculada a una mutación en el cromosoma X que era letal para los machos que no se desarrollaban correctamente en el útero y era dominante en las hembras.

Según Sputnik Mundo, los científicos indican que este cambio en los cromosomas de los elefantes tiene un rol importante para la descendencia de esta especie, lo que hace que su población se reduzca y su recuperación sería lenta.

“En respuesta a la intensa caza furtiva por parte de las fuerzas armadas, las poblaciones de elefantes africanos en el Parque Nacional Gorongosa disminuyeron en un 90%. Una exploración más profunda reveló que, este rasgo está ligado al sexo y relacionado con genes específicos que generaron un fenotipo sin colmillos con más probabilidades de sobrevivir frente a la caza furtiva”, resume el estudio.

Además de afectar los genomas de esta especie, los investigadores advierten que, esto puede tener un impacto en el ecosistema debido a que al no tener colmillos, los elefantes cambian su alimentación y comen plantas diferentes a las que comen los elefantes que sí poseen colmillos.

El estudio concluye que ese rasgo puede ser reversible con el tiempo, pero dependerá mucho de la conservación de esta especie y la disminución de la caza furtiva. Además, los científicos creen que se necesitan más estudios para establecer el número exacto y la identidad de las variantes causantes que codifican la ausencia de colmillos. SC//MT

Fuente: Sputnik Mundo