Esta es la dieta que previene la demencia

Si alguien considera cambiar su dieta para mejorar la salud de su cerebro, los estudios sugieren que la dieta mediterránea podría ser la respuesta. La investigadora en epidemiología, la doctora María Vassilaki, explica cómo seguir una dieta mediterránea rica en frutas, verduras, pescado y grasas saludables como el aceite de oliva, y reducir el consumo de carne y grasas saturadas.

“En el cerebro se ven cambios que se relacionan con la enfermedad de Alzheimer y uno de ellos es el beta amiloide, el cual es un fragmento proteico que se acumula en el cerebro. Descubrimos que las personas que cumplen estrictamente con la dieta mediterránea, o que más verduras consumen, son menos proclives a tener gran cantidad de beta amiloide en su cerebro”, agregó.

Una alimentación que incluya alimentos conocidos por sus beneficios para el cerebro y la memoria puede desempeñar un papel crucial en mejorar la función cerebral y prevenir enfermedades neurodegenerativas. No obstante, es esencial enfatizar que adoptar un estilo de vida saludable en su totalidad también es fundamental. Esto implica realizar ejercicio físico regularmente, asegurar un descanso adecuado y mantener una buena higiene. Además, es importante evitar o reducir el consumo de tabaco, alcohol, grasas saturadas y azúcares para promover la salud cerebral a largo plazo.

De igual forma, las espinacas son una excelente fuente de vitamina E y ácido fólico. Estas características están relacionadas con una disminución en la incidencia de tumores y células cancerosas, además de contribuir a la desaceleración del envejecimiento neuronal. 

En cuanto al consumo de pescados, expertos señalan que son fuentes vitales de ácido docosahexaenoico (DHA), por lo que desempeñan un papel crucial al regular la función neuronal y mejorar la capacidad del cerebro para almacenar información.

Fuente: Medios internacionales

VTV/YD/EMPG