Caracas, 31 de diciembre de 2015.- La actual decisión del Tribunal Supremo de Justicia (TSJ) en Amazonas, tras la impugnación hecha por compra de votos, vicios e irregularidades donde está implicada la secretaria de gobierno de esa entidad, es la conducta correcta y el proceder histórico de la justicia venezolana en este siglo XXI, para enfrentar y corregir los intentos de la derecha de seguir aplicando las artimañas que alteraban el resultado de la voluntad popular en ese estado, tal como hicieron los dirigentes de los partidos tradicionales durante la cuarta república.

En el año 2000, luego de las elecciones generales de religitimación del 30 de julio, que obligaba la nueva Constitución Bolivariana, un caso parecido ocurrió cuando el adeco Bernabé Guitiérrez "ganó" la gobernación de Amazonas, pero la trampa no pudo concretarse gracias a la acción del TSJ, que aceptó la impugnación, según el registro de la prensa de la época (prensa que aún no se había prestado a tergiversar la realidad ni la verdad como ocurrió luego para derrocar a Chávez).

Diario 2001- Octubre de 2000. Foto Hemeroteca de BNV

001-2001-2000-octubre-028.jpg

Diario 2001- Octubre de 2000. Foto Hemeroteca de BNV

002-2001-2000-octubre-118.jpg

Diario 2001- Octubre de 2000. Foto Hemeroteca de BNV

003-2001-2000-octubre-226.jpg

Diario 2001- Diciembre de 2000. Foto Hemeroteca de BNV

004-2001-2000-diciembre-144.jpg

Diario 2001- Enero de 2001. Foto Hemeroteca de BNV

005-2001-2001-enero-034.jpg

Diario 2001- Febrero de 2001. Foto Hemeroteca de BNV

006-2001-2001-febrero-006.jpg

Diario 2001- Febrero de 2001. Foto Hemeroteca de BNV

007-2001-2001-febrero-077.jpg

Llama la atención que casi 16 años después la trampa haya venido de la gobernación de Guarulla, un gobernador que tras ese triunfo que le permitió la justicia, se pasara al bando de la derecha, según la denuncia presentada por el PSUV:

Y otro dato curioso, es que en el año 2000, mientras la justicia venezolana hizo respetar la voluntad popular del elector en Venezuela, en EEUU ocurría lo contrario, luego que un juez impidió toda posibilidad de que la verdad de los resultados en las elecciones presidenciales en noviembre de aquel año se pudiera verificar y constatar. Esas elecciones fraudulentas de EEUU le dieron el triunfo a George Bush, luego que el reconteo de votos en Florida solicitado por el candidato contrincante, Al Gore, nunca pudo realizarse.

Diario 2001- Diciembre de 2000. Foto Hemeroteca de BNV

008-2001-2000-diciembre-044.jpg

/ORODRIGUEZ