El presidente de la Corporación Eléctrica Nacional (Corpoelec), Argenis Chávez, repudió los rumores de una supuesta venta o delegación del control operativo de la empresa al Gobierno de la República Popular China.

“Ese es un cuento chino de la derecha”, expresó, durante una entrevista con la Agencia Venezolana de Noticias (AVN).

Explicó que con esos rumores la derecha pretende “desmotivar a los trabajadores y tratar de hacer ver que hay contradicciones en el Gobierno revolucionario, ya que es ilógico pensar que una vez que se concretó la nacionalización de las empresas, se vaya a vender Corpoelec a China”.

“Son locuras que inventa la oposición para intentar ganar adeptos y votos, pero este país es otro y como dijo el comandante Hugo Chávez: ahora tenemos patria y tenemos un pueblo más formado. Tenemos una patria libre e independiente, abierta a la cooperación con muchas naciones en materia eléctrica”, ratificó.

Recordó que gracias a las alianzas estratégicas que ha establecido el Ejecutivo en 14 años con naciones de Europa, Asia y América Latina, el sector eléctrico ha desarrollado proyectos con Argentina, China, Brasil y Portugal para la fabricación de transformadores de alta potencia.

También se refirió a la puesta en funcionamiento de la planta productora de bombillos ahorradores Vietven (Vietnam-Venezuela), ubicada en el estado Falcón, la cual generó 1,5 millones de unidades que están siendo distribuidas de forma gratuita en el territorio nacional.

Acciones contra el sabotaje

El titular de Corpoelec informó que los intentos desestabilizadores de la derecha también incluyen acciones de sabotaje en contra del sector eléctrico y de sus usuarios.

“Está demostrado que muchos de los eventos que han sucedido y que nos han obligado a aplicar bloques de racionamiento o cortes no programados son producto de acciones de sabotaje de personas externas y parte de la estructura de la corporación”, indicó Chávez.

“No sólo se sabotea al incendiar una torre de transmisión, sino también al retrasar los procesos de adquisición de equipos y materiales. Sin embargo, la inmensa mayoría de la fuerza laboral de Corpoelec está comprometida con la labor de ofrecer el mejor servicio eléctrico”, acotó.

Argenis Chávez recordó que en las vísperas de los procesos electores es habitual que comiencen a evidenciarse actos de sabotaje en contra de las instalaciones eléctricas de todo el país, por lo cual el Gobierno Nacional tomó la medida de activar los estados mayores eléctricos en cada entidad.

Explicó que estas unidades están presididas por los gobernadores de cada estado y las integran representantes de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana (FANB), del Poder Popular, las alcaldías y de la empresa eléctrica.

Destacó que tanto las principales plantas generadoras, que proveen 80% de la energía que se consume en el país, como las subestaciones de transmisión y distribución, “están siendo resguardadas por los órganos de seguridad del Estado para contrarrestar cualquier acción de sabotaje”.