Tras el fallecimiento este martes del líder socialista, el Presidente de PDVSA señaló que la institución y sus trabajadores se mantienen rodilla en tierra en torno al legado que ha trascendido las fronteras del país y hoy en día tiene un gran impacto en las perspectivas de la humanidad, contrario a lo que ofrece el sistema capitalista.

Ramírez resaltó que uno de los méritos más importantes a nivel nacional e internacional de la gestión del Presidente Chávez ha sido la formulación de una política de verdadera soberanía petrolera.

Recordó  como el líder de la integración socialista promovió el restablecimiento de la unidad en el seno de la Organización de Países  Exportadores de Petróleo (OPEP), lo que ha permitido resguardar los intereses de las naciones productoras que la integran.

“Hacia lo interno el Presidente Chávez nos devolvió y se puso al frente del rescate de la soberanía, sobre el manejo de nuestros recursos, en este caso del petrolero (…) Es un recursos que sin lugar a dudas es fundamental para toda la geoestrategia de toda la economía mundial”, destacó.

En este sentido, aseguró que “nosotros no vamos ni a violentar, ni a dejar al lado ese legado extraordinario, muy rico en cuanto a toda enseñanza para los países productores que ha sido la política petrolera del presidente Chávez”.

Ramírez ratificó que el petróleo es del pueblo y ese es un principio arraigado en la conciencia nacional desde la época del Libertador Simón Bolívar cuando decretó que la República era dueña de sus recursos y el Presidente lo ha restablecido.