Cumpliendo con la primera meta del proyecto habitacional que se ejecuta en la comunidad La Soledad del municipio Simón Bolívar, en Valles del Tuy, voceros comunales y brigadistas pusieron todo su empeño para hacer posible el sueño de 34 beneficiarios, que transformaron su hábitat en tan sólo seis meses, cuando recibieron el financiamiento para la edificación de 40 viviendas.

En esta oportunidad, la brigada de autoconstrucción hizo entrega formal de 10 casas, de 72 metros cuadrados, sala, cocina, comedor, tres habitaciones y dos baños, por un monto de Bs. 4.800.000,00, transferidos por el Servicio Autónomo Fondo Nacional de los Consejos Comunales (Safonacc), ente adscrito al Ministerio del Poder Popular para las Comunas y Protección Social (MPCyPS).

Rosamelia Pérez, beneficiaria, expresó "me siento muy contenta porque ya tengo mi vivienda digna, es hermosa, y espaciosa, mientras le pongo más amor, más bella se ve. Tenía 17 años viviendo en un rancho y desde hoy habitaré mi casa con mi esposo y nietos". Asimismo manifestó "yo soy luchadora social por la Revolución, y estoy dispuesta a colaborar en lo que sea necesario".

Por su parte, el brigadista Jackson Rojas, señaló "me complace ayudar a mis vecinos a edificar sus viviendas a través de este proyecto habitacional que nos otorgó el Gobierno Bolivariano. Me llena de orgullo luchar por el bienestar de mi comunidad, desde ya mis compañeros y yo estamos preparándonos para la próxima entrega de viviendas".

Lila Vanezco, vocera de finanza de la organización social, manifestó "para obtener este proyecto fue una lucha constante pero corta, porque los beneficiarios colaboraron muchísimo para construir sus viviendas con mucho optimismo y entusiasmo".

En la actividad estuvieron presentes los beneficiarios de las viviendas, voceros comunales, representantes de la Vicepresidencia de la República, Fundacomunal, Safonacc, Frente Francisco de Miranda, Alcaldía de la jurisdicción, Consejo Comunal Marín, Sala de Batalla Social Quiriquire, y Cacique Yare.

Cabe acotar que esta comunidad desarrolló un proyecto habitacional en el año 2010, sustituyendo seis ranchos por viviendas dignas; así como proyectos de construcción de cancha deportiva; y bloquera socialista, con recursos otorgados por el Fondo de Desarrollo Microfinanciero (Fondemi); además de un proyecto de electrificación, que benefició a 250 habitantes del sector.